Motivos de la abdicación y de una nueva República

No tenemos una democracia plena y sin duda tampoco una dictadura blanda, pero nuestro sistema actual se parece más a una oligarquía que a otro sistema. Y esta oligarquía —gobierno de unos pocos— ha tenido miedo de algo que todavía no sabemos cuantificar y todo ha conducido a la abdicación del Rey Juan Carlos I en busca de un recambio generacional ahora, por si fuera mucho más complicado hacerlo dentro de unos meses.

Nos falta saber —y posiblemente nunca nos enteraremos— el motivo detonante del adelanto a la abdicación, pues incluso el mismo Rey no hace muchas semanas había indicado que él no pensaba abdicar. Algo ha cambiado sin que sepamos cuantificar, cuando él mismo nos dice hoy que está recuperado de la salud dejando claro que no son esos los motivos que le han conducido a la abdicación.Puede ser el cambio generacional que se está dando en la política española que lleva a un cambio de sistema, de régimen, de forma imparable. Pero puede haber detrás algunos problemas de salud no explicados, problemas matrimoniales no resueltos o problemas legales de su familia ante una financiación irregular de las finanzas que sin duda se han ido tapando con ayudas de muchas personas. Todo salpica a la Monarquía. Desde la muerte de los elefantes a los líos de alcoba o las amistades peligrosas. Y ahora toca dejar de tapar.

España no quiere ser republicana por miedo. Franco sigue vivo como un fantasma que sigue demostrando las razones que tenía con el “atado y bien atado” pues los temores se contagian entre generaciones. Solo la joven sociedad que quiere demostrar que es diferente, será capaz de no pensar en el pasado.

Nos toca pues dejar en evidencia a los socialistas que no han sabido ser republicanos aunque se hayan puesto muchas veces la tricolor en sus solapas, solicitar a los que son lógicos dentro del PSOE que se exijan claridad y expulsen de los órganos de poder a las momias secas, asumir que es necesario una reforma contundente de la Constitución, pues estamos dentro ya de una nueva época y para que todo sigua siendo válido es necesario retocarlo.

España no es tan sencilla de gestionar como los EEUU que es capaz de tener la misma Constitución durante dos siglos, pero retocada (creo) en 27 ocasiones. Una ley no es “intocable”, todas las leyes se pueden y se deben reforman en todos los países. Todas las leyes tienen mecanismos reglados de reforma. Siempre hay que adaptarlas a los tiempos pues las sociedades se mueven. Y la Constitución que nació buscando no hacer daño a la dictadura y por ello con defectos de forma por exceso o por defecto, no es ajena a un necesario retoque.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: